El punto es…

que estoy en el punto,
a punto de decidir hasta qué punto

tengo que poner esos puntos sobres las “ies”.
 
No me hace falta un punto de partida,
quiero otro punto de vista.

o más bien, un punto de fuga.
 
Podría simplemente poner punto y aparte.
Pero regreso al mismo punto.
 
En este punto perdido y desorientado,
quiero recorrerte punto por punto.
 
Quiero perder la razón, el aliento y el corazón.
…Sólo hasta cierto punto.
Quiero tenerte… y punto.
Autora: Diana Echevarria
Corrección de estilo: Silvana Melara

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s